La creación de empleo en EE UU registra un nuevo récord en febrero, pero el paro crece al nivel más alto en dos años | Economía

La creación de empleo en EE UU superó en febrero todas las expectativas de los analistas, que apuntaban a la incorporación de 190.000 puestos de trabajo, muy por debajo de la sorprendente cifra récord de enero. Al final fueron 275.000, mientras que los aumentos salariales se moderaron. Todo ello se suma a los indicios de un crecimiento económico sostenido y una inflación más suave. El dato demuestra la solidez de la economía estadounidense y da pistas a la Reserva Federal de cara al calendario del recorte de tipos. El desempleo subió el mes pasado hasta el 3,9%, su nivel más alto en dos años. Los sectores que crearon más empleo fueron la sanidad, la administración pública, la restauración, la asistencia social, el transporte y la logística.

La tasa de desempleo es la más alta en dos años, pero la pujanza de la contratación apunta a un mercado laboral más frío -los aumentos salariales se ralentizaron-, pero resistente. Los datos de la oficina estadística del Trabajo de EE UU describen un mercado laboral que se está reduciendo gradualmente, con episódicos frenazos como los registrados en octubre, y con aumentos más moderados del empleo y de los salarios que sugieren que la economía seguirá expandiéndose sin mucho riesgo de que se produzca un repunte de la inflación. Esta combinación da margen a los responsables políticos de la Reserva Federal para bajar los tipos de interés este año, aunque su presidente, Jerome Powell, evitara dar una fecha concreta en su comparecencia esta semana en el Congreso.

El S&P 500 y el Nasdaq Composite saltaron tras el anuncio de las cifras, pero estaban ya ligeramente al alza en las operaciones previas al mercado, lo que sugiere que a los inversores no les preocupa demasiado que las cifras de empleo alteren drásticamente los planes de recorte de tipos de la Reserva Federal. La rentabilidad de los bonos del Tesoro a dos años, más sensibles a los movimientos inminentes de la política monetaria, cayó seis puntos básicos, hasta el 4,44%. El dólar retrocedió.

En febrero, la tasa de desempleo subió 0,2 puntos porcentuales, hasta el 3,9%, y el número de parados aumentó en 334.000 personas, hasta los 6,5 millones. Un año antes, la tasa de paro era del 3,6% y el número de desempleados, de seis millones. Entre los principales grupos de trabajadores, aumentaron las tasas de desempleo de las mujeres adultas (3,5%) y los adolescentes (12,5%). La tasa de paro de los hombres adultos (3,5%), blancos (3,4%), negros (5,6%), asiáticos (3,4%) e hispanos (5,0%) apenas varió en febrero.

Una de las posibles razones del ligero repunte de la tasa de desempleo desde principios de año podría ser el aumento del número de trabajadores negros e hispanos que buscan trabajo y no lo encuentran. El desempleo de la población blanca sigue rondando el 3,4%, mientras que tanto el desempleo de la población negra como el de la población hispana han aumentado en torno a un punto porcentual desde sus mínimos históricos de este ciclo.

Las métricas para calcular la creación de empleo difieren de las del paro. Las cifras de nóminas y salarios proceden de una encuesta a empresas y otros empleadores, mientras que las cifras de desempleo proceden de otra encuesta más reducida a hogares. Esta última encuesta muestra que parte del aumento de la tasa de desempleo se debe a que las personas que se incorporan a la población activa no encuentran trabajo de inmediato.

El número de desempleados de larga duración (aquellos sin trabajo durante 27 semanas o más),1,2 millones, apenas varió en febrero. Los parados de larga duración representan el 18,7% del total de desempleados, frente al 20,8% de hace un año. Esto parece indicar que, incluso si los trabajadores despedidos no encuentran otro empleo rápidamente, todavía hay relativamente pocos apuntados al paro durante meses. En el verano de 2011, tras la Gran Recesión, aproximadamente uno de cada dos trabajadores eran parados de larga duración.

En febrero, la tasa de actividad se situó en el 62,5% por tercer mes consecutivo, y la relación empleo-población apenas cambió, situándose en el 60,1%. No hubo variación significativa a lo largo del año.

Sigue toda la información de Economía y Negocios en Facebook y X, o en nuestra newsletter semanal

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.

RECÍBELO EN TU CORREO


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *